Más de 530 mil jóvenes son beneficiarios de la Beca de Alimentación de Educación Superior (BAES) que entrega la Junta Nacional de Auxilio Escolar y Becas (Junaeb), y les permite almorzar en casinos o comprar alimentos. Para esto, reciben un monto mensual de $32 mil.

Previamente, las empresas que distribuían alimentos a los locales de comida o supermercados para este convenio lo hicieron por trato directo con la institución estatal. Pero eso cambiará, pues se hizo una licitación que se adjudicaron Sodexo y Edenred.

Aunque el mayor cambio serán los productos que se ofrecerán, entre los cuales destacan comidas para veganos y para gente celiaca, es decir, que no puede consumir gluten ya que -por una condición de su sistema inmune- les produciría daño en su intestino delgado.

Habrá, por ejemplo, “bife” vegetal, distintos tipos de hamburguesas con porotos negros, lentejas y snacks en base a cereales como avena, quínoa y amaranto (ver infografía).

Además, los supermercados tendrán comidas que se ajusten a los nuevos requerimientos, como canastas de legumbres, algas y avena, ensaladas de legumbres, recetas para celíacos y otras saludables.

“Actualmente se compra ‘lo que hay’, pero desde este proceso los estudiantes van a comprar lo que Junaeb define que es adecuado. Es obvio que seguirán formatos como hamburguesas o completos, pero tendrán que ser saludables”, dice Jaime Tohá, director de la Junaeb. Esto ya se había establecido este año con la obligación a las cadenas de comida rápida de vender solo alternativas saludables a los alumnos que tienen la tarjeta.

Integración

Estas innovaciones están pensadas para ampliar el espectro de comida y así llegar a un grupo mayor. “Hace tiempo observamos una demanda de personas que tienen temas de salud relacionados a la alimentación o temas de preferencia alimentaria como los vegetarianos y veganos. Y una de las ventajas de licitar es que nos permite pedir este tipo de productos”, detalla el director.

Además, se ampliaron los locales en los que se podrá comprar mediante esta modalidad, pasando de 3.200 a 18.006 puntos en el país. También se sumaron ‘puntos verdes’, como ferias libres, La Vega, verdulerías y mercados (14.800).

“Esto es un gran cambio para la beca, por un tema de salud, y también porque al estudiante le rendirá más su presupuesto”, agrega Tohá.

“Creemos que va a haber un nuevo traslado de consumo hacia los puntos verdes. Las cadenas de comida rápida, cafeterías y restoranes van a ir perdiendo cuota de mercado, en favor de los supermercados y de los puntos verdes”, apuesta.

Cambios tecnológicos para el próximo año

Otro de los cambios significativos que comenzará desde marzo de 2019 es la tecnología que se les exigirá a los locales, lo que permitirá que las máquinas filtren los productos que no están autorizados como saludables, lo que será a través de un software . “El estudiante al momento de pagar, va a tener bloqueados estos productos que no están permitidos”.

Luego de que la licitación se adjudicara el pasado viernes, “El Mercurio” se contactó con Sodexo y Edenred para abordar los menús y dónde se dispondrán, pero optaron por no referirse al tema.

$32 mil
reciben los estudiantes al mes, para almorzar en casinos o comprar comida.

Fuente: El Mercurio http://www.economiaynegocios.cl/noticias/noticias.asp?id=522831

CompartirShare on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on Twitter